Si eres un usuario de la terminal de GNU/Linux y la prefieres antes que las aplicaciones gráficas, ya sabes que esto ahorra mucha CPU y recursos del sistema ya que muchas veces una interfaz gráfica puede ser muy pesada y consumir mucho. Hoy os traigo una aplicación que existe desde hace más de 25 años y que pasa inadvertida para mucha gente. Se trata de Mp3blaster.

Mp3blaster proporciona un reproductor de música fácil de usar que se ejecuta en tu terminal. La aplicación debería estar en todos los repositorios. Si prefieres instalar por terminal (y la mayoría de los usuarios de Mp3blaster lo harán) usa las órdenes de instalación de tu distribución GNU/Linux favorita. Pero como este artículo está escrito porque eres nuevo y quieres investigar, usa la interfaz gráfica si lo deseas y busca el paquete mp3blaster.

Lo primero que debes hacer es desplazarte al directorio donde tienes la música que quieres reproducir:

 

Ahora puedes ejecutar Mp3blaster. Justo después de ejecutar Mp3blaster, su ventana principal estará vacía, ya que está en modo de lista de reproducción sin ninguna canción añadida. Como nos hemos desplazado a un directorio con audio, presiona F1 y aparecerán los temas musicales. Si no estás en el directorio donde tienes la música, con F1 puedes navegar por todos los directorios y seleccionar la ruta.

Si tienes algún archivo de la lista de reproducción M3U, estos pueden ser usados por Mp3blaster y serán de color naranja.

Si todo lo que quieres hacer es reproducir archivos de audio de uno en uno, entonces esto es suficiente para ponerte en marcha. Sólo tienes que pulsar Enter en un archivo, y se reproducirá. Mp3blaster no pasará a la siguiente canción de tu carpeta automáticamente, la pista simplemente dejará de reproducirse.

Si miras en la parte inferior derecha de la pantalla, coloreado, los controles de reproducción se extienden a través de las teclas numéricas de 1 a 6. 5 es el botón Reproducir/Pausa, y 2 es Detener. 1 y 3 rebobinan y avanzan rápidamente, y 4 y 6 saltan las pistas (no es algo útil cuando estás en el modo de una sola pista).

Para conocer más funciones del teclado, pulsa las teclas + y , y podrás desplazarte por el panel de información en la parte superior de la ventana.

Cualquier archivo que pueda reproducir Mp3blaster será de color verde, y cualquier formato de archivo que no reconozca será de color blanco. Como hemos visto en la anterior captura de pantalla, los archivos MP3 son todos verdes, pero los archivos .jpg se muestran en blanco. Si un archivo tiene un códec que no tienes instalado, también aparecerá en blanco.

Reproducir archivos individuales es fácil, pero hacer listas de reproducción es donde las cosas pueden ponerse un poco difíciles, pero no demasiado. Si ya tienes archivos de listas de reproducción M3U, entonces puedes simplemente abrirlos. Para hacer una lista de reproducción mientras aún estás en el modo de exploración de archivos, presiona Espacio en los archivos que quieras agregar y luego presiona F1 para agregarlos a tu lista de reproducción. En la imagen inferior, he creado una mini lista con unas cuantas canciones que aparecen de distinto color pero que mi daltonismo no puede precisar cual es.

Una vez creada la lista, vuelve con la flecha hacia la primera canción seleccionada del listado e irán reproduciéndose automáticamente. En el caso de la imagen, he comenzado con Inside looking out, esta preciosa canción.

Presiona F1 para volver al modo de navegación donde puedes seguir agregando archivos. Si quieres añadir todos los archivos de un directorio, pulsa F3. Cuando hayas terminado de añadir archivos, vuelve al modo de lista de reproducción pulsando F1. Si te sientes cómodo con el funcionamiento de los controles y te gusta tu listado, pulsa F4 para guardar tu lista de reproducción.

Con Mp3blaster también puedes convertir archivos de audio. Para salir de Mp3blaster, presiona la tecla q.

Aunque se ha conservado en los repositorios de software desde los años 90, algunas de las funciones del menú ya no parecen funcionar, sobre todo la función de mezclador. (Fue escrita en los días anteriores a ALSA o Pulse Audio.) Si necesitas controles de volumen de software y quieres mezclar desde el terminal, tal vez quieras probar algo como alsamixer en otra terminal.

Sin embargo, Mp3blaster es un gran programa en general que se puede utilizar muy bien y puede seguir funcionando en segundo plano mientras trabajas. Si estás tratando de encontrar velocidad usando aplicaciones minimalistas, no hay nada más minimalista que esto.